El riesgo siempre existirá en cualquier tipo de inversión, por lo tanto no es algo malo, lo incorrecto es no saber, por ejemplo, nuestro horizonte financiero.

Como mexicanos somos escépticos al momento de pensar en un rendimiento positivo y continuo de nuestras inversiones, pensamos en volatilidad y en todo como una gran apuesta.

Esto sólo refleja el poco conocimiento que tenemos sobre el tema, ya que la volatilidad representa únicamente la variabilidad sobre el rendimiento esperado en nuestra inversión. Para esto, únicamente debemos tener en mente un horizonte financiero, el cual sea honesto sobre cuánto estamos dispuestos a arriesgar y en cuánto tiempo deseamos ver rendimientos.

Si decidimos invertir en la bolsa, la volatilidad y riesgos crecen ya que éstas son inversiones que cotizan diario haciendo que la medición y predicción sobre el rendimiento sea menos precisa. Pero si hacemos una inversión con pagarés continuos hace que su valor crezca continuamente debido al rendimiento y flujo.

Lo más importante al empezar a invertir es saber qué esperar y sobre todo que estamos dispuestos a arriesgar teniendo siempre en cuenta que el mercado terminará recuperándose. También hay que pensar en las opciones de portafolio, invertir en distintos lugares y de diferentes formas, así estarás minimizando el riesgo y te protegerás de eventualidades.

Por eso, invertir en Doopla es favorable y poco riesgoso. Tenemos la mejor tasa de interés, para que tu rendimiento sea continuo y de crecimiento.

 

Fuente: El Economista

FacebookTwitterGoogle+LinkedInGoogle GmailComparte