Generalmente las personas no invierten por creer que sólo es apto para quienes entienden el lenguaje de las finanzas o para quienes tienen un monto alto, pero esto no es verdad. Todos estamos capacitados para tomar la mejor decisión en cuanto a inversiones y sobre todo al mejoramiento de nuestras finanzas.

Antes de elegir cualquiera de las inversiones en el mercado, debes hacerte éstas simples preguntas:

¿Cómo funciona la plataforma en la que invertirás?, comprendiendo en dónde se va  a invertir tu dinero, en qué mercado cotiza y que variables pueden afectarlo.

¿Cuáles son sus riesgos?, al tomar la decisión de invertir debes saber que esta actividad tiene un riesgo, existen algunos instrumentos que te ofrecen menos riesgo como los cetes; sin embargo, las condiciones en el mercado pueden realizar algunas variaciones.

¿Qué rendimiento puedes tener?, debes realizar una proyección con los rendimientos estimados que puedes llegar a tener.

Y, ¿cuáles son los costos asociados?, en ocasiones puedes no darte cuenta de las comisiones que hay por tener una inversión, asegúrate de preguntar sobre este tema.

Investigar y conocer las respuestas a estas preguntas nos permitirá saber si estamos tomando la decisión correcta y si la relación costo – beneficio es positiva en cuanto al uso que le damos a nuestro dinero con respecto a una inversión.

Fuente: El Economista

FacebookTwitterGoogle+LinkedInGoogle GmailComparte